Visión Global

Cuba prepara un 1 de mayo festivo marcado por nueva era de deshielo con EE.UU

Cuba prepara un 1 de mayo festivo marcado por nueva era de deshielo con EE.UU


Cuba ultima los preparativos para su tradicional y masiva celebración del Primero de Mayo, una fecha sin reivindicaciones laborales en la isla, y que este año tiene lugar por primera vez en la nueva etapa de normalización de relaciones con Estados Unidos.
El Día de los Trabajadores es sinónimo de festividad y desfiles masivos en todo el país, que tienen centro en la emblemática Plaza de la Revolución de La Habana, donde se espera mañana la presencia del presidente Raúl Castro, junto a otras autoridades del Gobierno y de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC), sindicato único.
Aunque las intensas lluvias en La Habana, que ayer dejaron dos muertos, evacuados y derrumbes, podrían empañar la celebración, la Plaza de la Revolución lucía lista con sus típicas banderolas, las tribunas ubicadas y carteles con lemas desplegados en edificios de la explanada, según constató Efe.
La CTC ha convocado esta marcha con el lema “unidos en la construcción del socialismo”, una apelación a la unión de los cubanos en medio del nuevo escenario político que vive el país y que hoy enfatizó el diario oficial Granma con su titular de portada, “Mañana, todos por Cuba”.Granma, portavoz oficial del gobernante Partido Comunista, publicó que será “día de fiesta” y de “multiplicar la patria”, con cientos de miles de cubanos que marcharán “para festejar lo alcanzado y confirmar el compromiso con el futuro, para reafirmar que lo que está por hacer es mucho, esperanzador y hermoso también, y que se puede lograr juntos”.
Será la primera vez en décadas que Cuba celebre un Primero de Mayo sin el escenario de confrontación política con EE.UU, un diferendo que marcó buena parte de las convocatorias masivas, discursos y lemas de ese día tras la Revolución de 1959.En el acto del año pasado, por ejemplo, el secretario general de la CTC, Ulises Guilarte, incluyó críticas directas a Estados Unidos en su discurso en la Plaza de la Revolución, al mencionar sus intentos de “poder imperial” para “dividir y subvertir” en Cuba.El expresidente Fidel Castro, quien solía utilizar la fecha como tribuna para sus discursos, arremetió muchas veces y en diferentes coyunturas contra EE.UU ante la multitud reunida con pancartas de apoyo a la revolución y sus líderes, junto a otras de condena al “imperio” y a su bloqueo económico contra Cuba.Pero este año, tras el anuncio del pasado 17 de diciembre, cuando Cuba y EE.UU. decidieron iniciar un proceso para restaurar sus relaciones rotas en 1961, podría esperarse un cambio de tono hacia el vecino del norte en las alocuciones oficiales, aunque los cubanos continuarán reclamando el fin del embargo, una decisión que no depende de la Casa Blanca sino del Congreso.

 Otro hecho simbólico que esperan muchos es la asistencia a la plaza de los “cinco héroes”, como se conoce en la isla a los agentes que estuvieron presos por espionaje en EE.UU. y cuya liberación definitiva se concretó el 17 de diciembre en virtud del acuerdo entre los presidentes Raúl Castro y Barack Obama.

Por lo pronto, la CTC anunció que, al igual que en los últimos años, las marchas estarán dedicadas a respaldar a la revolución cubana y las reformas económicas que impulsa el Gobierno para “actualizar” el socialismo.

Esas reformas han tenido repercusión en el sector laboral, con medidas de recorte en las abultadas plantillas públicas y de ampliación del trabajo privado (ya suman más de 495.000 los empleados de la gestión no estatal), en tanto los bajos salarios siguen siendo un reclamo recurrente de los cubanos.

Pero ninguno de esos temas trascenderá mañana en los desfiles que sí se manifestarán, según los organizadores, por la integración regional y en apoyo a Venezuela ante las sanciones por parte de EE.UU., que declaró a ese país como una amenaza a su seguridad nacional.

Ya en 2014 los desfiles manifestaron apoyo a Venezuela, principal aliado político y económico de Cuba, y a su presidente, Nicolás Maduro, ante las “acciones desestabilizadoras de la derecha reaccionaria”, mientras que en la multitud se podían ver carteles con la imagen del fallecido Hugo Chávez.

En cuanto a invitados, la CTC adelantó que este año asistirán a la Plaza unos 1.800 extranjeros de 192 organizaciones y 68 países, principalmente de EE.UU., Francia, Uruguay y Chile, como parte de los grupos que tradicionalmente viajan a Cuba para mostrar su “solidaridad”.

Según lo previsto, el desfile comenzará a las 07.00 hora local (11.00 GMT) con una avanzada de más de 50.000 profesionales del sector de la salud pública, encabezados por los colaboradores cubanos que combatieron la epidemia del ébola en tres países de África Occidental.

Infolatam

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529