Visión Global

Domingo Alberto Rangel: El diálogo no puede ser para satisfacer los apetitos de poder

Domingo Alberto Rangel: El diálogo no puede ser para satisfacer los apetitos de poder


Controversial y polémico, Domingo Alberto Rangel Mantilla no se sale de lo que es su perfil. No tiene límites para expresar sus opiniones y, sobre todo, exponer sin suavidades lo que cree correcto.

Esta semana lo entrevistamos en el programa radial Venezuela al Día, que conduce el periodista Manuel Felipe Sierra por Radio Venezuela AM790, donde en una hora de transmisión, fue fiel a su perfil.

Ante la llamada de un radioyente, quien habló por dos minutos y medio, cuestionando las políticas públicas del actual gobierno, Domingo Alberto no tuve cortapisas para increparlo y preguntarle ¿y qué propone usted a parte de preocuparse?.

Luego de una defensiva respuesta del radioyente, y de señalar que estaría de acuerdo con las privatizaciones, Rangel lo cortó diciéndole “perfecto, eso si es una solución más que quejarse”. “Claro que hay que dar soluciones para que cambien las cosas. Si no hay solución seguimos igual”, agregó.

La conversación con Domingo Alberto fue dinámica y pugnas. No hubo tema de la actualidad venezolana que se abordara.

¿Cómo ve la actuación de la Asamblea Nacional?

-La Asamblea Nacional, más que estar dictando leyes como si fuera una fábrica de chorizos, creo que ha debido eliminar una serie de leyes que son nocivas y contradictorias unas con otras, que crean gran confusión, y que alimentan los grandes males del país.

¿Cuáles son esos grandes males?

-A mi juicio son primero el estatismo; segundo el socialismo; tercero el centralismo, soy caraqueño pero el centralismo le ha hecho mucho daño a nuestra ciudad capital; y ahora el militarismo.

¿… y qué puede decir de la actuación de Henry Ramos Allup como presidente de la Asamblea Nacional?

-Me parece que Henry Ramos Allup, a pesar que entiendo las razones políticas para potenciar su posible candidatura presidencial, él no ha habido como presidente de la Asamblea Nacional decir que su principal función era sacar en seis meses al presidente de la República.

Como también me pareció, que Hugo Chávez se juramentó, no tenía porque decir ese exabrupto que juramentada sobre una Constitución moribunda. Las cosas hay que ponerlas en justo término para que funcionen.

Por eso es que con otros temas que no hemos tocado, como el diálogo y la negociación, estoy de acuerdo, pero en este clima no se puede.

¿Usted está con la MUD?

-No es que estemos contra la MUD. Ni que estemos tampoco obligados a apoyar a la MUD. ¿Quién les ha dicho eso?

La primera marcha que se hizo en contra del gobierno Hugo Chávez, cuando tenía la popularidad por la estratosfera, la organicé y no fue en el Este de Caracas. Fue en la Plaza Bolívar y le trancamos el ministerio del Interior a Luis Miquilena (esquina de Carmelitas). La palabra escuálido sale de ahí. Porque El Universal para descalificarnos dijo que la marcha era escuálida, y a Hugo le gustó el nombre y lo popularizo.

Tengo pedigrí y puedo hablar del régimen. Estoy hablando de hechos. El señor Chúo Torrealba desde el primer día habló de 50 mil marchas. ¿Dónde están? ¿Ustedes las han contado? Yo no.

¿Está de acuerdo con el involucramiento de la OEA en la crisis venezolana?

Los líderes de la oposición hicieron ver que la OEA nos iba a resolver los problemas. Los tenemos que resolver nosotros. La OEA que es una institución desprestigiada, que hace unos años le dijo a Fidel Castro “te perdonamos, tu eres una amante vieja vente otra vez para acá”. Y qué hizo el barbudo dictador cubano, no entró a la OEA.

Esa institución desprestigiada no las han vendido como la que nos va a solucionar los problemas. Y ese pillete, que llaman Almagro que quiere a ser a cuenta de nuestros problemas candidato presidencial en Uruguay, no los vendieron como un santo.

Los venezolanos tienen hambre, a lo mejor yo también, el secretario general de la OEA gana 20 mil dólares mensuales. Y cuando termine su período le dan la residencia en los Estados Unidos. Sépanlo. El pueblo tiene que saberlo.

¿Está de acuerdo con el diálogo?

Es muy importante. En un país que está polarizado. Que el grupo del gobierno tiene gente armada. Y que la oposición, cuando va a los medios habla como si fuera Osama Bin Laden, creo que el diálogo que lo ha propuesta la ONU, La OEA y el Papa, es pertinente. Lo que pasa es que hay que hablarle claro a la Nación.

Lo que esta haciendo es que no se haga el referendo revocatorio este año, y cambio de eso, unir las elecciones de gobernadores con las de alcalde para el año que viene, y luego las presidenciales.

A eso lo he llamado la agenda institucional que poco a poco se ha ido imponiendo. Creo que algún sector del gobierno y de la oposición la han venido manejando.

Per se no es malo que dialoguen. Los norvietnamitas y los estadounidenses dialogaron y acabaron con la Guerra de Vietnam. Pero el problema es que no solo debemos dialogar los factores políticos para resolver sus problemas de apetitos de poder. De quítate tú y vengo yo; me toca a mí y tengo más gente. Sino los problemas del venezolano.

Ambas partes dicen que se debe producir más. He oído que la gente de Primero Justicia tiene una ley para producir más. Eso se aplaude. Veo que hay gente del gobierno que dice que ahora se debe producir en Venezuela. Maravilloso. Pero no veo a ninguno diciendo, que para que esto se logre, necesitamos quitar de las carreteras todas las alcabalas. Las que pone Maduro con la Guardia Nacional, los militares y sus policías; las que ponen los gobernadores con sus policías; y hasta los alcaldes. Porque en cada alcabala, roban al productor, le quitan dinero o parte de lo que llevan al mercado, y eso sube los precios, e inhibe a la gente de querer trabajar duro por Venezuela.

Tampoco hay mercados libres. Lo que aquí llaman mercados libres son unos antros de mafias que te ponen los precios a los que tu vas a vender. Esos son los temas de los que tenemos que hablar para mejorar al país. No el quién va a gobernar.

A mi particularmente no me importa, y prefiero quedarme solo, que cambien un presidente por otro y que hagan lo mismo. Por que si de cambiar sea, Chávez murió y se cambió por otro. Vean que la cosa empeoró. Si por cambiar fuera, aquí había gente que pegaba gritos exorbitantes y llamaba a los medios de comunicación para decir que había que tumbar a Carlos Andrés Pérez porque era lo peor que había. Y vino Chávez, y miren como nos ha empeorado.

Creo que el país tiene que madurar. Necesita un liderazgo distinto, más serio, más responsable y dispuesto a resolver los graves problemas económicos que han llevado a Venezuela, en la mayor bonanza petrolera, a ser prácticamente uno de los países más pobres de América con Haití y Cuba.

Cuba resolviendo sus problemas, nadando hacia atrás. Y Haití sobreviviendo después de todo. Eso no es justo. Es triste, que se esté yendo la mejor parte del país. Que nadie se ha quejado de eso.

Esto no puede ser. Necesitamos una oposición, que ande viajando por el mundo en grandes hoteles, ofreciendo cosas que no van a lograr como aquel diputado que dijo que iban a traer 30 mil millones (de dólares) de los ladrones, cuando sabemos que ni siquiera los hebreos han logrado que los suizos le devuelvan lo que los nazis le robaron a sus connacionales.

Vamos a hablar de cosas serias. De mejorar la producción agrícola, el empleo, de que los empresarios cumplan con las leyes, que las leyes no ahoguen a los empresarios, y que institucionalicemos al país. De eso no se está hablando, ni el gobierno ni la oposición. Lo que se hay es un clima de guerra, de hachas y cosas, y por eso tuvieron que llevar el diálogo a Santo Domingo. Los felicito. Es un primer paso. Pero no puede ser solamente entre los malandros del gobierno y los malandros de la oposición. Debe haber gente intermedia como los liberales. Vamos a empezar a buscar soluciones a los grandísimos problemas económicos que tiene hoy en día el venezolano.

¿Usted es liberal?

-Yo soy liberal. Pero estamos totalmente bloqueados por los medios. En la mayoría de los medios las anclas borran el pensamiento liberal. No van a ver en la radio ni en las grandes televisoras, a nadie diciendo que hay que privatizar las empresas de Guayana como decimos los liberales.

Eduardo Martínez/VisionGlobal/@ermartinezd

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529