Visión Global

“El hampa intocable” por Claudio Fermín

“El hampa intocable” por Claudio Fermín


Claudio Fermín / @claudioefermin.
El estado de impunidad ha alcanzado su mayor grado de desfachatez en las llamadas zonas de paz. El Gobierno encubre a delincuentes, permitiéndoles libre tránsito y abierto accionar sin que autoridad alguna pueda molestarlos en amplios territorios de la geografía nacional.
Esa política coloca bajo el manto protector del Gobierno a quienes asesinan, trafican drogas, exhiben poderosos armamentos y mantienen en zozobra a la sociedad venezolana.

En vez de atender los reclamos de las amas de casa, de mal pagados trabajadores, de los estudiantes y de quienes con esfuerzo están al frente de una finca, de una casa de comercio o de una pequeña industria, las autoridades le dieron prioridad a las peticiones del hampa. Los convirtieron en intocables.

Las policías no pueden entrar en esos territorios. Nadie puede desarmarlos. Los fiscales no les instruyen expedientes. Los jueces no los sentencian y más bien les conceden beneficios que los ponen en libertad. El delito tiene prerrogativas que ha conquistado en estos años como si se tratase de reivindicaciones sociales.

No son solo las discotecas en las cárceles, los privilegios de los pranes, cargos claves en el poder judicial con oscuros antecedentes y la asociación entre policías corrompidos y el crimen organizado. Ahora hay territorios que han sido despejados para el goce del hampa. Estados dentro del Estado.

El Gobierno presentó esos espacios como una concesión que le hacía a gente cuyas aspiraciones siente representar. Piensa que así les da una oportunidad a sus buenandros y los reivindica.

Pero perdieron el control. Ya no son los militares y los cuerpos policiales los que permiten al malandraje andar a sus anchas por aquí y por allá. Ahora son las bandas las que prohíben que policías y militares asomen la cabeza en lo que consideran su jurisdicción.

Les queman motocicletas y camionetas, asesinan transeúntes y funcionarios de cualquier organismo público. Ejercen soberanía a la brava.

Los policías, antes con calculada simpatía por sus jefes en el Gobierno, repudian el establecimiento de las zonas de paz y sienten como una urgente necesidad un cambio de gobierno que ponga las cosas en su sitio y tenga por aliados a las fuerzas del orden y no al hampa desbordada.

Últimas Noticias, 25 de junio de 2015

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529