Visión Global

En río universitario revuelto, ganancia para el gobierno pescador

En río universitario revuelto, ganancia para el gobierno pescador


La firma del segundo contrato colectivo para los empleados del sector universitario (personal docente, administrativo y obrero), fue anunciado con bombos y platillos por el gobierno, sin embargo, la federación con mayor cantidad de docentes agremiados con que cuenta el país, la FAPUV, se negó a firmar hasta 19 cláusulas socioeconómicas que fueron impuestas por el gobierno sin respetar lo discutido en la mesa de negociaciones.

Así lo hizo saber el Presidente de la Asociación de Profesores de la UCV (APUCV), Profesor Víctor Márquez, quien aseguró que el gobierno juega al desconocimiento de las asociaciones magisteriales con mayor número de agremiados, para reconocer como garante de las negociaciones a una Federación creada apenas el primero de mayo pasado, la FTUV, con la clara intención de manipular a su favor las mismas.

Es que luego de más de cuatro meses de discusiones, donde se logró un consenso histórico entre todas las asociaciones gremiales del sector universitario, el gobierno, a través del Ministerio de Educación Superior, ha firmado un acuerdo que viola las leyes que rigen la materia y la propia constitución.

“Las tablas salariales propuestas en el acuerdo original, fueron sustituidas por el Ejecutivo, notándose una desmejora sustancial en el porcentaje que se ofrecía a aquellos que deseaban continuar con su formación académica. Esta situación debe ser considerada como una violación al texto constitucional, porque esto implica regresividad de derechos” comentó el titular de la APUCV.

 Según el Ministro Manuel Fernández “todos los sectores están invitados a las negociaciones”, pero a la hora de realizar la firma pertinente, solo se reconoció a la FTUV, la cual tiene una clara identificación con el gobierno y firmó un acuerdo definitivo donde no se respetó lo negociado en las conversaciones precedentes.

El Ejecutivo se escuda en la “legalidad” al desconocer las asociaciones que se encuentran en “mora electoral” según el CNE, pero el profesor Márquez nos recuerda que durante el primer Contrato Colectivo único del sector universitario, llevado a cabo en 2013, las discusiones y la posterior firma se realizó con las directivas vencidas de las todas las asociaciones gremiales que aprobaron el acuerdo, por lo que ve la situación actual como una simple excusa para manipular las negociaciones.

Todas estas tretas y escaramuzas tomadas por el Ejecutivo son hechas con la intención de enturbiar las aguas y pescar en río revuelto, por no encontrase en la capacidad de llevar a cabo unas negociaciones objetivas que beneficien a todo el sector universitario y no solo a unos pocos que acepten todo lo que diga el gobierno sin oposición alguna.

Visión Global

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529