Visión Global

Gremio estima que el kilo de pollo debería costar Bs 550

Gremio estima que el kilo de pollo debería costar Bs 550


Voceros del gremio de avicultores aseguran que los controles del Gobierno y la falta de una política de sinceración de precios han hecho que las grandes empresas del sector se vayan a pique, mientras el mercado informal avanza a pasos agigantados.

A ello se suma la proliferación de ventas de aves beneficiadas en sitios no autorizados y por encima del valor establecido por el Ejecutivo.

Así lo aseguró Carmelo Girgenti, directivo de la Asociación de Productores Avícolas de Oriente, la cual agrupa a 70 pequeños y medianos granjeros de Sucre, 25 de Anzoátegui, 20 de Monagas y 10 de Nueva Esparta.

Indicó que hace un año los productores afiliados -ninguno de los cuales pertenece al mercado formal- producían 150 mil pollos a la semana, mientras que ahora, 12 meses después, la cifra subió a 220 mil, es decir, unas 70 mil aves más.

“Grandes empresas del ramo como Protinal, Caridad, Quépollo, Souto y PolloChichí, entre otras, que anteriormente tenían el monopolio, prefieren darnos el pollito bebé y el alimento para que nosotros hagamos el trabajo, a raíz de los excesivos controles del Gobierno y al alza en el costo de la materia prima”.

A juicio de Girgenti, la inflación y dificultades para hallar vitaminas, maíz y soya obligan a los granjeros informales a comercializar el pollo a Bs 550 o 600 bolívares el kilo, pese a que el valor oficial está estipulado en Bs 75.

“Y en realidad tampoco le ganamos mucho, porque, según nuestros cálculos, cada kilo de ave nos cuesta Bs 480”.
Explicó que la distribución se realiza a través de transportistas avícolas que también añaden un porcentaje al precio del producto, lo cual lo ubica entre 700 y 800 bolívares el kilo.

Por esta razón, el comerciante informal que lo recibe en mercados, beneficiadoras y puestos ambulantes, lo expende por encima de 900 o 950 bolívares.

Consecuencias
“Yo tengo como tres meses que no como eso mijito”, dijo Laura Marcelina, mientras caminaba por el mercado municipal de Puerto La Cruz.

Como ella otra ocho amas de casa afirmaron que han dejado de consumir la proteína, a raíz del aumento en su costo.

“Yo antes compraba hasta cinco pollos a la semana porque en mi casa somos como 10 personas, pero ahora nada de nada. Ni loca muchacho”, indicó Marisol Carías.
Nicolasa García añadió que prefiere verduras y granos para sustituir el ave, aunque el kilo de caraota supera los Bs 1.800 el kilo en el mercado.

Solución
Según Carmelo Girgenti, la solución al problema es ajustar el costo del pollo a Bs 550 o 600 el kilo, a fin de que las empresas puedan renacer de sus cenizas y haya más producción.

“Además, esto eliminaría los intermediarios y la comida llegaría directo a la mesa de la gente mucho más barata”.

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529