Visión Global

John Kerry acusó al régimen de Damasco de tratar de “perturbar” el diálogo de paz

John Kerry acusó al régimen de Damasco de tratar de “perturbar” el diálogo de paz


El secretario de Estado de EEUU, John Kerry, acusó hoy al régimen de Damasco de tratar de “perturbar” las conversaciones de paz que deben retomarse el lunes en Ginebra, al situar la continuidad del presidente sirio, Bachar al Asad, como una “línea roja” que no se negociará.

En una rueda de prensa en París tras reunirse con sus homólogos de Francia, Alemania, Italia, el Reino Unido y la Unión Europea (UE), Kerry informó también de que en las tres últimas semanas se han logrado avances considerables en la lucha contra el yihadista Estado Islámico (EI) en Siria, 600 de cuyos milicianos han sido abatidos en ese tiempo.

“Los comentarios del ministro sirio de Exteriores (Walid al Mualem) claramente tratan de perturbar el proceso (…), pero lo importante es que sus principales socios, Irán y Rusia, han adoptado la posición de que debe haber una transición política y que debemos movernos hacia elecciones presidenciales en algún momento”, dijo.

Al Mualem declaró ayer en Damasco, en alusión a la oposición, que “si en su mente albergan la idea de recibir el poder -lo que no han logrado sobre el terreno- van a fracasar”.

Kerry acusó hoy al régimen de ser “el mayor violador del alto el fuego” decretado hace dos semanas, si bien reconoció que los niveles de violencia en Siria “se han reducido de forma inmensa”.

Según el político estadounidense, ese cese de la violencia ha permitido el acceso de ayuda humanitaria a zonas donde “hacía años que no llegaba”.

Cifró en 300 los camiones con asistencia que han procurado alivio a una población de unas 150.000 personas, aunque persiste la preocupación por “la costumbre del régimen de apropiarse de los abastecimientos médicos, especialmente el material quirúrgico”.

Pese a ello, consideró que el notable descenso de la violencia se percibe en que las manifestaciones contra Al Asad han vuelto a las calles y los ciudadanos salen de nuevo a los cafés.

“Los bombardeos aéreos del régimen deben parar de inmediato”, reclamó Kerry, antes de instar a todas las partes a comprometerse a respetar el alto el fuego y a la comunidad internacional a vigilar con cuidado quién rompe primero la inestable tregua.

“A largo plazo, la única forma de acabar con el problema de los refugiados es poner fin a la guerra civil siria (…) y para eso es fundamental destruir al Estado Islámico”, agregó.

Precisó que el EI ha perdido en las tres últimas semanas a unos 600 combatientes y un territorio de unos 3.000 kilómetros cuadrados en Siria y que, tras el comienzo de los bombardeos de la coalición multinacional, ha cedido el control del 20 % del terreno que conservaba en Siria, y el 40 % en Irak.

Por su lado, el ministro francés de Exteriores, Jean-Marc Ayrault, manifestó que las conversaciones entre los sirios que se iniciarán mañana en Ginebra “serán muy complicadas”, pero opinó que, pese a ello, hay que acudir con esperanza a la mesa de negociaciones.

“Hemos notado que se han hecho progresos sobre el terreno, pero todavía hay mucho en lo que mejorar”, añadió respecto al precario alto el fuego.

LT / VISIÓN GLOBAL

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529