Visión Global

La crisis: No hay alternativa a la vianda, prohibido almorzar en la calle

La crisis: No hay alternativa a la vianda, prohibido almorzar en la calle


Acudir a un restaurante para almorzar, porque no da tiempo de cocinar o alguna eventualidad impide disfrutar de la comida casera, cada día se torna más difícil para los venezolanos que devengan el salario mínimo o tengan una carga familiar que amerita grandes gastos.

Todo ello se debe a los elevados precios de la comida. Basta citar algunos ejemplos. En el restaurante Pizzeria il Trattoria Bambino se puede conseguir la mayoría de los combos a partir de 4.500 bolívares. Por ese precio ofrecen sopas de pollo, res o gallina, albóndigas, milanesa de pollo o carne, y carne guisada.

Otras opciones como una rueda de pescado, chuleta ahumada y una parrilla criolla valen 8.800 bolívares.
Todos estos platos vienen acompañados de una porción de arroz y ensalada, a excepción de la pasta, ya que si se desea como acompañante se debe pagar un extra de 500 bolívares.

“La pasta es difícil de conseguir, por ello el extra”. Así lo indicó la encargada del sitio, Mónica Piccione. “En promedio las personas gastan 5.500 bolívares en el almuerzo, si se le agrega un refresco o jugo que acá cuestan 1.000 bolívares”, explicó.

En el caso del restaurante Inversiones Tajamar, según señaló su encargada, Flor Mujica, la comida más vendida en el almuerzo es la cachapa con queso y cochino, que allí se vende en 5.500 bolívares. También los guisos de carne y pollo son muy solicitados.

Una de las clientes del establecimiento, Raiza Sánchez, manifestó que antes solía almorzar en la calle todos los días y luego para compartir los fines de semana en familia. Sin embargo, agregó que ahora sólo puede hacerlo en ocasiones especiales.

 

Variedad

En el centro comercial Libertad se encuentra el puesto de comida rápida china City Lucky Express. Allí un combo con los tres contornos que escoja el cliente (pollo, arroz y fideos chinos, chop suey, etc) junto a un Nestea, cuesta 5.500 bolívares.

Mientras que en el restaurante Costa Azul, cercano al mercado municipal de Puerto La Cruz, el combo compuesto por un cuarto de pollo más la ración de yuca y ensalada, cuesta 7.400 bolívares. El costo aumenta a 14.650 si es un combo para dos.

1.000 bolívares
es el precio de las bebidas en la mayoría de los negocios dedicados a la venta de comida en los que los combos no incluyen el líquido. Refrescos, jugos naturales y Nestea son las opciones populares. Si la comida es en grupo, las personas optan por comprar refresco de dos litros en Bs 3.500 o Bs 3.000, dependiendo del local.

Rápido y barato

Otra opción para “matar el hambre” es almorzar perros calientes en algunos de los puestos ambulantes del centro de Puerto La Cruz. En la mayoría de los carros se consiguen en 800 bolívares. Usuarios coinciden en que comer perros es rápido, y no hay que gastar la quincena.

Paola Arvelo/El Tiempo

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529