Visión Global

“La traición de Nicolás” por Román Ibarra

“La traición de Nicolás” por Román Ibarra


Román Ibarra / @romanibarra.

La multiplicidad de gazapos cometidos por los gobiernos comunistas de estos 17 años, nos ponen en la actual circunstancia de rumiar nuestras miserias en conjunto, como sociedad toda, excepción hecha de quienes son parte de la corrupción desenfrenada que arropa a los del gobierno, y por otra parte a los tontos útiles (inútiles diría yo) que –fanatizados ideológicamente- terminan defendiendo esta inmundicia de gestión gubernamental encabezada por Maduro, y Diosdado, esto es, lo peor de la condición humana por ruines, salvajes, mediocres e insensibles con la pobreza y la mengua de nuestros compatriotas.
Hoy, en conjunto, los venezolanos somos más pobres de lo que éramos como sociedad cuando los malandros llegaron al gobierno en 1.999, y más allá de esa constatación, el país no puede acercarse a un solo logro del cual sentirse orgulloso, o esperanzado.
Por el contrario, todo lo que se recoge en la calle como expresión de la gente es frustración, impotencia, desesperanza y mucho odio contra quienes robaron a manos llenas, no sólo el dinero de la nación, sino la esperanza genuina y generosa de una ciudadanía ávida de un gobierno estable, decente, y productivo en lo inmediato de la demanda social. Es decir, la gente necesita salir a la calle en condiciones que le garanticen seguridad para su vida y bienes; ir al automercado, o mercados municipales, o de cielo abierto, y conseguir los productos de la cesta alimentaria a precios asequibles para todos; tener acceso a la educación en sus diversas formas, y acceso a fuentes de empleo dignas y bien remuneradas para garantizar el sustento de la familia; una sociedad dialogante en la que gobierno, oposición, empresarios, emprendedores, trabajadores, y sociedad civil acuerden soluciones para la gobernabilidad, en condiciones de lealtad plena hacia el sistema político y económico para garantizar la sustentabilidad de la vida en democracia.
De lo que se trata es que haya juego limpio, y una búsqueda sincera por el bien común de los ciudadanos. Los conceptos de izquierda, y derecha no le dicen absolutamente nada al ciudadano que no encuentra salidas a su penar; que no puede mantener a sus hijos, y no tiene acceso a condiciones de calidad para vivir.
Es inaceptable la utilización de las instituciones del estado para impedir la realización del ejercicio constitucional. Hasta cuándo el Presidente ordena a sus brazos electoral y judicial trancar el juego de la vida democrática? Hasta cuándo secuestra la voluntad del pueblo para inhibir su expresión libérrima? Hasta cuándo juega a la desesperación de la ciudadanía? Está provocando un estallido social? Qué pretende con ello? Diga la verdad Presidente.
Visto el desastre en que usted nos ha sumergido como país, necesitamos una válvula de escape cívica, pacífica, electoral, y constitucional para liberar las tensiones sociales. La MUD ha indicado el camino correctamente y usted se empeña en destruirnos, demorando procesos a través de sus lacayos en el TSJ, y el CNE, además de su manifiesta incapacidad para gobernar.
Le pedimos que deje de perseguir a los productores privados para que puedan trabajar, pues tenemos hambre. Deje de asfixiar a las universidades presupuestariamente, pues queremos aprender y enseñar. Deje de regalar nuestras riquezas a países chulos y corruptos como Cuba, y Nicaragua, pues queremos nuestros recursos para progresar. Deje de secuestrar a nuestras instituciones del Estado, pues queremos revocarlo mediante referéndum. Olvídese de la violencia, pues queremos paz y vida. Deje sus odios y resentimientos, pues queremos reencontrarnos en el amor entre hermanos. Lo contrario es traición a la patria!!

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529