Visión Global

Maduro voló los puentes con Mercosur

Maduro voló los puentes con Mercosur


El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, lanzó andanadas para todos lados y voló todos los puentes con tres de sus cuatro socios del Mercosur, por lo que la solución del “impasse” que atraviesa el bloque parece cada vez más lejana. Brasil y Paraguay se siguen oponiendo a que Venezuela presida el bloque. Cómo recomponer un mínimo de armonía luego de que Maduro le dijera “demacrado” y “fracasado” a Mauricio Macri, corruptos y narcotraficantes a los paraguayos, y dictador al brasileño Michel Temer, es algo por lo que se deben estar devanando los sesos los diplomáticos de la región. Es que Maduro se mostró particularmente furibundo, aún para lo que es habitual en él, y se refirió a tres de los colegas con los que, en teoría, debería compartir cumbres presidenciales nada menos que de “torturadores”. Llamativamente, la única Cancillería que reaccionó fue la de Paraguay.

Ayer se reunieron varias horas en Montevideo los coordinadores para el Mercosur de los países socios, excepto Venezuela, y el lenguaje diplomático y cuidadoso del vicecanciller paraguayo, Rigoberto Gauto, no disimuló que el único acuerdo en la reunión fue que persiste el desacuerdo. Argentina formalizó su propuesta de una conducción colegiada del Mercosur hasta fin de año, una idea que Uruguay solamente aceptaría si Venezuela le diera su aval.

Gauto fue el único diplomático que hizo declaraciones, porque las restantes delegaciones salieron por la puerta trasera del Edificio Mercosur sin hablar. El funcionario paraguayo dijo que la reunión fue “extremadamente cordial”, pero reconoció que “no hay consenso en torno al tema de la presidencia” del Mercosur, que Uruguay entregó el 30 de julio y Venezuela se adjudicó sin acuerdo en el bloque. Paraguay dice que la presidencia está vacante y que si bien cubrirla “tiene prioridad y urgencia”, también es factible que el bloque funcione un tiempo basándose en la acción de los respectivos coordinadores aunque eso suponga cierto nivel de “dificultad”. Gauto dijo que las diatribas de Maduro fueron algo “absolutamente omitido”, y se limitó a decir que “tenemos que trabajar en un ambiente de respeto y estima”.

Según Gauto, todas las partes lamentaron que Venezuela no haya aceptado venir a la reunión. Los coordinadores volverán a reunirse en los próximos días. Gauto dijo que el Mercosur seguirá adelante con las negociaciones con la Unión Europea coordinadas por Uruguay.

Excepto Paraguay, todos los países enviaron a delegados de rango inferior al de subsecretario, lo cual da la pauta de que no querían exponer a funcionarios de mayor jerarquía al desgaste de una reunión de la que no se esperaba que pudieran surgir soluciones.

“Se han analizado diversos posibles mecanismos para seguir trabajando en esta coyuntura. Estos mecanismos no los podemos avanzar ahora porque serán puestos a consideración de nuestras autoridades, que son las que van a definir cómo vamos a seguir funcionando”, sostuvo Gauto. El funcionario aseguró que su país no planteó que Venezuela pueda integrar el Mercosur en otro carácter.

Quizás hoy se “cocine” alguna salida pero no en Montevideo sino en Río de Janeiro. Allí están para la inauguración de los Juegos Olímpicos el presidente de Argentina, Mauricio Macri, el de Paraguay, Horacio Cartes y, obviamente, el de Brasil, Michel Temer. Coincidirán en una recepción que se realizará en la sede de la Cancillería brasileña, aunque el canciller guaraní, Eladio Loizaga, descartó que el tema se vaya a abordar en esa ocasión.

El País consultó a la Cancillería uruguaya respecto a lo ocurrido ayer, pero no hubo comentarios. El ministro Rodolfo Nin Novoa ha dicho que considera que en esta coyuntura su principal contribución es el silencio. Por su lado, la canciller argentina Susana Malcorra, dijo en Buenos Aires que su país entiende que lo que está pasando afecta la imagen externa del Mercosur en momentos en que negocia con la Unión Europea y “en otros frentes”. Malcorra señaló que para su país fortalecer el Mercosur es algo prioritario.

La nutrida delegación brasileña que estuvo en Montevideo ayer (conformada por una decena de personas) tampoco hizo comentarios. Pero el canciller de Brasil, José Serra, otro crítico implacable de Venezuela, dejó entrever que su país no permitirá la parálisis total del bloque y que Argentina asumirá la presidencia en enero.

“Venezuela no está en condiciones de asumir la presidencia. Por un lado, porque todavía no cumplió con todos los requisitos del Mercosur, y en segundo lugar, porque imaginen si la sede del bloque podría funcionar en Caracas”, disparó Serra. Y agregó que “no se precisa una presidencia para seguir avanzando”.

Mientras tanto, la Cancillería de Venezuela sigue echando mano al respaldo de organizaciones poco conocidas como la “Red de Intelectuales y Artistas en defensa de la humanidad”, que señaló que los gobiernos de Brasil, Argentina y Paraguay “buscan que Venezuela no asuma la presidencia pro tempore (PPT) del Mercosur para paralizar al conjunto de las iniciativas que se han propuesto, en la última década y media, y que expresan una política autónoma respecto a los EEUU”.

Por su lado, la oposición venezolana ironiza sobre la pretensión de Maduro de presidir el Mercosur. El diputado opositor Jesús Yáñez dijo que “solo hasta el año pasado, le debíamos a Uruguay más de US$ 70 millones por concepto de productos lácteos, químicos y textiles, entonces ¿cómo Maduro quiere ser presidente del Mercado Común del Sur si nos ha puesto como los morosos de América Latina?”. El ex candidato opositor venezolano Henrique Capriles, consideró que la pretensión de Maduro de presidir el Mercosur es inmoral.

Juan Pablo Correa/El País de Uruguay

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529