Visión Global

Oposición le gana a Maduro el primer round de la pelea por el revocatorio

Oposición le gana a Maduro el primer round de la pelea por el revocatorio


Los pataleos del Gobierno, para evitar un referéndum revocatorio que deje al presidente Nicolás Maduro fuera de Miraflores y al PSUV fuera del gobierno, se han encontrado frente a un muro de contención de los partidos de oposición.

A pesar de que el caballito de batalla de Maduro, siguen siendo cuatro miembros del Consejo Nacional Electoral (CNE), hasta el momento la presión popular ha neutralizado estas maniobras.

El primer round de esta pelea por el revocatorio, resultó un doble triunfo para al oposición con la recolección de firmas para solicitar el inicio del proceso revocatorio. El primero de ellos al arrancar de las manos del CNE el formato de las planillas para recoger las firmas.

El segundo triunfo, la abrumadora asistencia de los ciudadanos a los puntos de recolección de las firmas, que superó el millón 800 mil ciudadanos.

La normativa exige que deba firmar el 1% del electorado. La oposición recogió el 10%. Lo que constituye todo un éxito.

Súmate

Ante lo abrumador del pedido del inicio revocatorio, Tania D´Amelio, rectora del CNE, adelantó el domingo en cuenta de Twitter que el CNE solo se pronunciará a los 30 días después de entregar las firmas.

Asimismo, por diversas vías, el oficialismo ha expresado que no hay tiempo para realizar las elecciones de gobernadores –estipulados legalmente para este año- si se realiza un referéndum revocatorio.

La ONG Súmate respondió este lunes a ambas opiniones gubernamentales recordando “a los titulares del Poder Electoral que su responsabilidad y deber es garantizar el ejercicio al derecho al voto”, en concordancia con lo establecido en los artículos 63, 64 y 293 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela (CRBV), y 41 y 42 de la Ley Orgánica de Procesos Electorales (LOPRE).

En consecuencia, Súmate desbarata estas tácticas dilatorias del gobierno, al insistir que “antes de que finalice el año 2016 el CNE debe convocar y organizar las Elecciones Regionales, para renovar a los 23 gobernadores y 237 legisladores estadales, cuyo período de cuatro años vence el próximo 16 de diciembre”. Lo que es un mandato constitucional.

Por otra parte, la ONG afirma que en cuanto al Referendo Revocatorio Presidencial, “los electores solicitantes están dentro de los lapsos máximos para que esta consulta sea convocada a más tardar para la segunda quincena del mes noviembre o primera de diciembre de este año”, de acuerdos a las normas establecidas por el propio CNE.

Igualmente, Súmate rechazó tanto las opiniones adelantadas de la rectora D´Amelio, como las del PSUV que no se pueden hacer las dos elecciones en el 2016.

La comisión de Maduro

El éxito de la oposición al recolectar la firmas causó un impacto inmediato en el seno del oficialismo. La primera respuesta de Nicolás Maduro fue designar una comisión para “defender la paz, la Constitución y los derechos soberanos del pueblo”.

Jorge Rodríguez, quien preside la comisión solicitó este lunes al Consejo Nacional Electoral (CNE) acompañar todas las fases del proceso para la solicitud de activación del referéndum establecido en la Constitución de 1999.

Sorprendió que el “independiente” Hermánn Escarrá, sea el consultor jurídico de la comisión.

La oposición

Los partidos de oposición, artífices de la recolección de las firmas, respondieron con distintos enfoques a las reacciones del oficialismo, aparentemente impresionados por la recolección de más de un millón 800 mil firmas.

Caracciolo Betancourt, director electoral de Alianza Bravo Pueblo (ABP), explicó que “no permitirán que el Ejecutivo Nacional desvirtué la voz popular, exteriorizando que en el desarrollo del proceso de validación de las firmas por parte del Consejo Nacional Electoral, CNE, los venezolanos deberán revalidar esas dos millones de firmas”.

En cuanto a la posición de la rectora D´Amelio, Betancourt afirmó que “no puede venir la rectora a decir que el lapso para la revisión de las firmas es de 30 días, cuando el cronograma dice claramente que desde el momento en que se entreguen las firmas, deben transcurrir 5 días hábiles para que los firmantes validen su firma”. Por lo que exigió al CNE “la responsabilidad de asegurar transparencia electoral y celeridad”.

En este aspecto, Freddy Guevara, vocero de Voluntad Popular, aseguró que CNE “debe ser presionado con el pueblo en la calle”.

Tomás Guanipa, secretario general de Primero Justicia (PJ), rechazó “las intenciones de Tibisay Lucena y Nicolás Maduro de querer retrasar el proceso del Revocatorio, ahora queriendo colocar a Jorge Rodríguez para revisar las firmas, encargándose este señor de nuevo de temas políticos y olvidando los problemas de los caraqueños y dejando la alcaldía absolutamente abandonada”.

El gobernador Henrique Capriles, quien impulsó el esfuerzo opositor para la recolección de las firmas en tiempo record, compartió la posición de los partidos que hacen vida en la MUD, señalando que “No hay que esperar los 30 días que dice el CNE para entregar las firmas. Eso es absolutamente falso y está al margen de los que establece el reglamento aprobado en el 2007”.

Asimismo, dijo que el gobierno no va a meterle las manos a las planillas donde están estampadas las rúbricas de más de 2 millones de venezolanos.

“El revocatorio es nuestro y esa es la vía para alcanzar el cambio político que necesita el país para salir de esta situación. En cuestión de horas, el día miércoles teníamos las firmas que necesitábamos”, afirmó.

Por su parte el MAS, en vocería de su presidente Segundo Meléndez, advirtió que si el CNE espera 30 días para validar firmas estaría violando la Constitución.

Eduardo Martínez/VisiónGlobal/@ermartinezd

 

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529