Visión Global

Policías obligadas a fusionar cuadrantes del patrullaje inteligente por falta de personal

Policías obligadas a fusionar cuadrantes del patrullaje inteligente por falta de personal


Cinco parejas de amigos decidieron cenar en El Hatillo el jueves 16 de abril. Al bajarse de los automóviles vieron a dos hombres extraños estacionados que observaban a quienes entraban al local. Fue intimidante, pero siguieron su camino al restaurante. Estaba lleno. A las 10:00 pm una de las parejas se despidió después de cenar, y a la 1:00 am volvió la mujer descalza y gritando que a su novio se lo habían llevado secuestrado en el carro y allí estaban las llaves de su casa donde se encontraba su hijo. Llamaron al servicio de patrullaje inteligente de El Hatillo para denunciar el plagio mientras que el resto de los amigos se quedaron resguardados en el local, que cerró las puertas para evitar que alguien entrara. La patrulla llegó dos horas después con la víctima, a quien encontraron en la carretera, ya liberado, mientras iban a atender el llamado dos horas después. “Llegaron tarde, pero llegaron”, expresa una de las mujeres del grupo.

El tiempo de respuesta de los cuadrantes de seguridad implementados en Caracas y varios estados del país hace 15 meses es la crítica común de los usuarios, aunque desde el Viceministerio de Prevención y Seguridad Ciudadana se promete que la atención del llamado no debería tardar más de 5 minutos desde el momento del reporte. Luego, errores en los números, problemas de señal, baterías descargadas, celulares averiados o funcionarios ocupados en operativos son las variables de las cuales dependerá que del otro lado del teléfono algún oficial pueda atender el llamado de un ciudadano.

En el área metropolitana de Caracas hay 142 cuadrantes de seguridad. Cada uno abarca un kilómetro cuadrado de territorio y dispone de una patrulla y 2 motos para actuar. Entre el jueves 7 y el viernes 8 de mayo, en la mañana y la tarde, El Nacional llamó a todos los números de los cuadrantes para verificar su funcionamiento. De los 142 números, solo en 31 (20% del directorio) no atendieron y en 3 se negaron a dar información.

En el monitoreo telefónico de los 95 cuadrantes del municipio Libertador en 14 no atendieron las llamadas.  Los cuadrantes 7 de Antímano (estaciones de Metro Mamera y Antímano, Párate Bueno, Calle Real del Carmen, calle Cruz Verde, La Rangela, Altos de la Iglesia calle Tras, calle del Medio y calle Guzmán Blanco), 1 de La Pastora (desde el Metro Agua Salud hasta el Barrio Canaima) y el 2 de San Bernardino (urbanización San Bernardino y avenidas José Ángel  Lamas, Cecilio Acosta, Humboldt, Baralt, Aranda, Diego Lozada y  Germán Roscio) tienen los teléfonos dañados.

En El Junquito los problemas de señal con las líneas Movilnet dificultan las comunicaciones. Al llamar, un oficial de la GNB se identifica, advierte que no se escucha porque no hay señal y se cae la llamada.

Pocos funcionarios. El déficit de funcionarios obliga a que una comisión se ocupe de varios cuadrantes. El criminólogo Fermín Mármol García señala que se requiere incrementar en 70% el pie de fuerza policial para cumplir con los estándares internacionales de 4 funcionarios por 1.000 habitantes. La distribución de los funcionarios, agrega, debería responder a la densidad de poblacional y a un mapa del delito.

Aún con la incorporación de militares a las tareas preventivas de seguridad ciudadana –política criticada por los especialistas y sobre la que la Corte Interamericana de Derechos Humanos ha hecho objeciones– el plan tiene poco personal.

El monitoreo arrojó que había 467 funcionarios asignados a 108 de los 142 cuadrantes del área metropolitana, que en su mayoría atienden problemas de ruidos molestos y violencia de género: 230 son de la GNB, 125 de la PNB, 12 de Polimiranda y 100 de policías municipales. Cuando comenzó el plan de seguridad, en enero de 2014, se anunció que solo en el municipio Libertador estarían desplegados 1.420 polinacionales en 52 cuadrantes.

En la práctica varios sectores trabajan fusionados. En el cuadrante 3 de Coche y los 4 que integran El Valle hay 2 funcionarios por cuadrante que se unen para atender las llamadas de emergencia “por lo peligroso de la zona”. En la parroquia El  Recreo, 4 guardias nacionales asumen los cuadrantes 2 y 3 por falta de personal para cubrir ambas jurisdicciones.

En la parroquia Sucre, 3 funcionarios de la PNB trabajan unidos para cubrir los cuadrantes 1, 2 y 3, mientras que en los cuadrante 18, 19 y 20 quedan 11 de los 24 policías nacionales que trabajaron inicialmente porque el personal lo asignaron a otras tareas: evitar la presencia de buhoneros en el bulevar de Catia, deportar colombianos y custodiar al alcalde metropolitano, Antonio Ledezma, que está detenido en su casa en el municipio Baruta. Una patrulla con la identificación Patrullaje Inteligente Parroquia Sucre está permanentemente en la entrada de a residencia.

Teléfonos averiados. En el municipio Sucre hay 22 cuadrantes, de los cuales 9 no atendieron los teléfonos en zonas como Petare, El Llanito, Paulo VI. En Leoncio Martínez los cuadrantes 1 y 2 tenían los celulares descargados a las 10:00 am y el cuadrante 3 (estación del Metro Miranda, Parque Miranda, La Carlota, Santa Cecilia, Campo Claro, Los Ruices y Los Cortijos) lo reportaron hace un mes como averiado. Los cuadrantes 7 y 9 están intercambiados en la página del Ministerio de Interior, Justicia y Paz y fueron atendidos por funcionarios de la GNB.

Mármol León añade que el plan pierde efectividad por la variedad de números que debe manejar un ciudadano dependiendo de la zona donde se movilice. “Hay fallas de inversión tecnológica que deberían solventarse para tener una respuesta más eficaz, como el teléfono único que localice el lugar donde la persona tiene el problema”. Ese modelo está en planes de ejecución con la creación del 911, que sustituyó al 171, que también presentaba fallas.

El director de Seguridad Ciudadana de Sucre, Ángel Alvarado, explicó que hay dos teléfonos por cuadrante en su jurisdicción aunque la página web del MIJ solo publica un teléfono para cada zona demarcada. Denunció que 10 teléfonos de los 22 cuadrantes del municipio están dañados y aún el ministerio no solventa la avería, por lo que recomendó a los vecinos llamar directo a la central telefónica si viven en los cuadrantes 3 (San José y zona 1 de La Bombilla) y 10 (La California Norte y Sur, Brisas de Petare, Campo Rico y Zona Industrial Lebrún, que actualmente están incomunicados.

En el municipio Baruta hay 16 cuadrantes de los cuales los 3, 5, 6, 7, 10 12 estaban apagados en la mañana. Manuel Tangir, director de Seguridad Ciudadana de Baruta, reportó 20 teléfonos dañados hace 2 meses de 32 que hay en el municipio. Actualmente, Chuao, Santa Marta, Santa Sofía, Lomas de las Mercedes, Santa Fe, Valle Arriba, Barrio El Guire, Prados del Este, San Andrés y Las Cocuizas, están incomunicados por la avería de los números de 3 cuadrantes. Tangir también recomienda llamar al centro de emergencias (0212-9038511) e informó que en Baruta se habilitarán 3 cuadrantes más en Hoyo de la Puerta.

En el municipio Hatillo hay  6 cuadrantes y solo en 2 no contestaron las llamadas, mientras que 2 zonas tienen los números intercambiados en la página del ministerio: el cuadrante 5 tiene el número de la zona 2 y el 6 el del cuadrante 3. Ernesto Romero, director encargado de Seguridad Ciudadana de El Hatillo, explicó que los cuadrantes 3 y 6 están bajo la custodia de la GNB y los otros de Polihatillo, que disponde de 150 policías municipales para resguardar 6.000 habitantes.

En el municipio Chacao los 3 cuadrantes están operativos y a cargo de la policía municipal.

App sin respuestas
Desde septiembre del año pasado hay una aplicación del patrullaje inteligente para teléfonos inteligentes que utiliza el GPS del móvil para ubicar el cuadrante donde la persona se encuentra e indica el número al que debe llamar. También puede mandar la denuncia vía mensaje de texto y una foto de manera anónima.

A través de la aplicación Giselle Pérez denunció hace dos meses por mensaje de texto que había una fiesta que alteraba el orden público en la avenida Andrés Bello. El reporte lo hizo a la 1:00 am. Pese a que recibió la notificación de que una patrulla se estaba dirigiendo al lugar fue el amanecer del lunes y no la policía la que terminó con la fiesta. Intentó comunicarse a través del número del cuadrante pero nadie atendió la llamada.

En el sondeo realizado vía telefónica ningún funcionario reconoció que ha recibido denuncias a través de esa aplicación en sus teléfonos móviles.

.

El Nacional

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529