Visión Global

Roberto de Vríes: Las restricciones impuestas por el Estado pueden desencadenar depresión e ira

Roberto de Vríes: Las restricciones impuestas por el Estado pueden desencadenar depresión e ira


El estado de bienestar de los venezolanos  ha disminuido por problemas como el desabastecimiento. La escasez de productos básicos ha producido una confrontación interna entre el poder y el no poder de los ciudadanos, quienes, al sentir las restricciones impuestas por el Estado, experimentan una primera emoción, el miedo. De ahí se inicia un proceso negativo que de ser estimulado puede desencadenar en la depresión.

Así lo señala el médico psiquiatra y especialista en imagen – poder, Roberto de Vríes, quien explica que el miedo se produce por la incapacidad de resolver las situaciones y genera la aparición de otro trastorno, la ira, manifestación propia de la frustración.

“¿Qué pasa cuando una persona cae en la mezcla de ira con miedo? Comienzan a producirse cambios conductuales, desde la obediencia absoluta hasta la rebeldía. Si hay mucho ejercicio de poder para calmar la rebeldía, la gente tendrá mayor efecto de obedecer, y eso se traduce en mayor cantidad de colas”.

Indicó que hoy en día pesa más la obediencia que la rebeldía, producto del castigo proveniente del poder. En consecuencia el ciudadano se interna en la sumisión, cuyo comportamiento es el preludio de la tristeza.

“La tristeza se puede convertir en depresión, todo depende del entorno y los liderazgos, que luchan para que ese dolor se transforme en fortaleza o para convertir a la sociedad en sumisa para que sea más propensa a su fuerza, lo que es determinante en el éxito del liderazgo”.

“Si conociésemos mejor lo que nos pasa, tendríamos mayor comprensión de la situación. Luego, en el momento que se integren el conocimiento y el entendimiento se produce la realidad”.

Alegría efímera

Así como se produce el miedo y la depresión, hay otro comportamiento en las colas: la alegría, sensación que es recurrente cuando se consigue un producto regulado al salir del establecimiento. Sin embargo, el especialista acota que es una alegría efímera.

“El hecho de esforzarse y encontrar un bien escaso corresponde a la alegría, pero es un sentimiento momentáneo, no es sólido y se estrella en el fondo. Es simplemente el espíritu competitivo del ser humano de ganar ante cualquier escollo”.

El Impulso

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529