Visión Global

“Runrunes” por Nelson Bocaranda.

“Runrunes” por Nelson Bocaranda.


Nelson Bocaranda / @nelsonbocaranda. 

ALTO

SI ES NUESTRO: Con la premisa ineludible que el Esequibo es venezolano vale la pena recordar -para no engañarnos- los polvos que trajeron los lodos en que hoy estamos inmersos con la República de Guyana. Extraigo de  trabajos presentados por oficiales de la Marina y diplomáticos nuestros. Reitero que en los gobiernos de Leoni, Caldera y Herrera cubrí varias reuniones bilaterales aquí y fuera del país.  Enumero:1-“El reclamo venezolano es prueba de expansionismo y Guyana tiene pleno derecho a gozar de su entero territorio con plena libertad. Reiteramos nuestra solidaridad con Guyana”, dijo el canciller de Cuba Ricardo Alarcón en Georgetown el 7/10/1981. Agradecimiento por permitir a sus aviones y ejército usar su territorio en el camino a combatir en Angola./ 2-El 22 de marzo de 2008 en la Cumbre de Río, Chávez ofreció una explicación histórica de su versión sobre los orígenes del reclamo venezolano en el Esequibo muy parecida a la tesis expresada por el gobierno de los Castro décadas antes: “Ahora, después de 20 o 30 años, sale la verdad. Nos querían utilizar para invadir Guyana en nombre de aquel reclamo territorial para derrocar al gobierno de Forbes Burnham, un hombre de izquierda. Está en documentos, pero yo lo viví cuando Burnham gobernaba Guyana, y casi vamos a la guerra por una vieja reclamación territorial que casi nadie recordaba, porque viene de tiempos inmemoriales. Está en documentos, el hoy presidente Bharrat Jagdeo , incluso consiguió unos papeles allá, que evidencian la complicidad de guyaneses de la derecha”./ 3-Las declaraciones contradecían el discurso original de Chávez, quien el 3 de octubre de 1999 en el programa “Aló, Presidente” afirmó:”No vamos a dejar dormir esa reivindicación. Seguiremos reclamando y exigiendo nuestros derechos, como se lo he dicho a las autoridades de Guyana cada vez que he podido y ahora reiteramos”./ 4- En menos de un lustro, Chávez varió su posición y pasó del reclamo territorial a dar luz verde para que Guyana explotara y otorgara concesiones en el Esequibo, haciendo propio además el discurso cubano que desvirtúa la exigencia venezolana al plantearla como una operación imperialista./5-El punto de inflexión llegó el 21 de febrero de 2004 cuando Chávez declaró que no se oponía al desarrollo de proyectos en el territorio Esequibo. “Me he comprometido con el presidente Bharrat Jagdeo a que el gobierno venezolano no va a oponerse a ningún proyecto en la región que vaya en beneficio de sus habitantes, en beneficio directo”, dijo. Estas declaraciones de Chávez abrían el camino para que empresas mineras y petroleras transnacionales -ExxonMobil y China Petroleum entre ellas- acudieran a las convocatorias de Georgetown para realizar prospección y posterior explotación de los recursos de la zona en reclamación, un territorio rico en oro, bauxita, diamantes y maderas, además de yacimientos petroleros, gasíferos y uranio./6: El 24/8/2006  recordé que el interés político de Chávez privó sobre cualquier otra consideración para lograr el puesto en el Consejo de Seguridad de la ONU con los votos del Caricom. Por ello se reunió en La Habana con el entonces presidente de Guyana Bharrat Jagdeo ofreciéndole dejar de lado la reclamación del Esequibo y así cohesionar los votos de la comunidad caribeña para que le dieran la mayoría que no alcanzó. Está documentado en www.runrun.es  bajo el título “10 claves para entender los regalos de Venezuela a Guyana”. (http://goo.gl/q8UAnp ).Hay mucho más…

MEDIO

¿MAS CAOS&BACHAQUEO?: Tal y como hemos comentado en esta misma columna desde hace varios meses, dentro del Gobierno han debatido sobre el control de la distribución de alimentos en el país. La escasez está en su nivel más alto, desde que se mide, y la inflación totalmente desatada y fuera de control ya supera los tres dígitos. Muchos economistas hablan de que pronto tendremos una  hiperinflación. El grupo más radical en materia económica, encabezado por el nefasto ministro de Alimentación y Homar Farahon de la Sunagro, han estado proponiendo distintas alternativas para asumir mayor control sobre la producción privada de alimentos debido a que las empresas públicas de alimentos -expropiadas, compradas o intervenidas- están totalmente en la ruina.  Osorio y Farahon finalmente habrían convencido al Presidente Maduro de tomar una medida radical. Por ello fue que Maduro anunció un punto de quiebre en la guerra económica el jueves 8 de julio. Al día siguiente del anuncio, arrancó la llamada “operación Libertador”, encabezada por la Sunagro, que consiste en ordenar a las compañías más grandes de alimentos del país (Polar, Nestlé , Cargill, Monaca, Sindoni, Capri, Kraft, Heinz y otras) que redireccionen grandes volúmenes de su producción a las redes públicas. Las empresas han recibido la orden de entregarle sus productos a Mercal, Pdval y Bicentenario en porcentajes que van desde el 30% al 100% de su producción. Como lo leen: “hasta el 100% de la producción”. El caso más llamativo es el de compañías que han recibido la orden de redireccionar un importante volumen de su producción al Servicio de Alimentación del Ejército. Cientos de miles de venezolanos no podrán comprar sus productos donde siempre lo han hecho. Esta es la genial idea de Osorio y sus aliados,  apropiarse de la producción de los privados y obligar a los venezolanos a comprar sólo en las redes públicas, lo cual traerá más colas en esos locales, más bachaqueo, miles de negocios privados quebrados, más desempleo y más corrupción. Un intento más en la estatización del sector privado con consecuencias lamentables para los venezolanos. Ayer nomás escuchamos al ministro de Comunas  Elías Jaua  reconociendo que han fracasado en la agricultura, rubro del que fue ministro por varios años, pidiéndole a los campesinos que hay que producir los alimentos en Venezuela. ¿Será que se le olvidó que antes de que la robolución encantara al pueblo aquí no solo producíamos lo que comíamos sino que hasta exportábamos ciertos rubros?. Se le vio la oreja cuando apoyaba al grupito sindical de dos docenas de trabajadores de Polar estimulando una supuesta lucha “contra el patrón que no solo especula, no solo somete al pueblo a la guerra económica sino que también explota a sus trabajadores”. No cesan de falsear la realidad. Y lo paga el pueblo más necesitado. Debería ver a su admirada patria, Cuba, que apenas ahora es que, después de 50 años, reconoció con valentía  el fracaso de su hegemonía que solo perduró estos tres lustros por el ducto de dólares venezolanos. Los que ahora nos hacen falta y no aparecen. No pueden darnos en 16 años  ni un solo ejemplo de siquiera  una sola empresa mejorada tras cogérsela el “socialismo”. Ciegos y sordos pero buchones en divisas…

El Universal, 16 de julio de 2015

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529