Visión Global

Terrorismo en Túnez

Terrorismo en Túnez


.

La comunidad internacional reaccionó con indignación ante un ataque terrorista perpetrado ayer en el Museo del Bardo de Túnez, en el que murieron 21 personas, 17 de ellas turistas extranjeros, 24 resultaron heridas y al menos dos de los asaltantes fueron abatidos.

El primer ministro, Habib Essid, informó el fin del asalto armado contra los terroristas en declaraciones a la prensa, tras sostener una reunión de emergencia con su gabinete de seguridad para examinar la crisis y determinar las acciones a seguir después del ataque.

Essid precisó que el atentado fue perpetrado poco después del mediodía por pistoleros armados con fusiles Kalashnikov y vestidos con uniformes militares, quienes, tras intentar tomar el Parlamento, que se encuentra cerca, se enfrentaron con elementos de seguridad.

Después de un tiroteo, agregó, tres de los atacantes huyeron y se refugiaron en el interior del museo, ubicado en la misma zona del Parlamento, tomando como rehenes a varios turistas que se encontraban al interior.

El jefe de gobierno de Túnez aseguró que los asaltantes mataron a un total de 19 personas, 17 turistas extranjeros, un policía y un ciudadano tunecino, según un reporte de la cadena árabe Al Arabiya.

Essadi destacó que entre los extranjeros fallecidos hay ciudadanos italianos, polacos, alemanes y españoles, no dio más detalles.

La agencia estatal de noticias TAP informó que los dos atacantes fueron abatidos por las fuerzas de seguridad que ingresaron al museo para liberar a los rehenes, mientras que un oficial de la policía había perdido la vida en el asalto, que en total dejó 22 muertos.

El reporte destacó que por ahora no está claro quienes fueron los asaltantes, aunque medios occidentales reportaron que un grupo ligado al yihadista Estado Islámico, que opera en Iraq y Siria, se responsabilizó de la acción.

El ataque de ayer fue el primero que se registra en un sitio turístico de Túnez, que desde el levantamiento de la llamada Revolución de los Jazmines de 2011 ha estado sumergido en medio del caos y la violencia.

El Museo Nacional del Bardo, construido dentro de un Palacio del siglo XVI, es el más grande de Túnez y alberga una de las mayores colecciones del mundo de mosaicos romanos, además de que cuenta con objetos de la prehistoria, la época fenicia y púnica, así como romana, cristiana e islámica.

Condena internacional

El canciller de México, José Antonio Meade, expresó su “condena a cualquier expresión de violencia de este tipo”, aunque celebró que los ocho mexicanos que se encontraban en el Museo Nacional de Bardo durante del ataque salieran ilesos.

El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, condenó de la manera “más contundente posible” el ataque y extendió sus sentidas condolencias a las familias de las víctimas.

Además, el jefe de la diplomacia estadounidense aplaudió la rápida respuesta de las autoridades ante el atentado, que calificó de “violencia gratuita”, y sus esfuerzos para resolver la toma de rehenes y restaurar la calma.

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, lamentó la muerte de dos compatriotas y ofreció sus condolencias a la familia de los fallecidos, la esposa y uno de los hijos del general retirado del Ejército colombiano José Arturo Camelo Piñeros.

Según su mensaje, la Cancillería colombiana “está trabajando en su repatriación”.

El rey de España Felipe VI envió un telegrama al presidente tunecino, Béyi Caid Essebsi, en el que condena “con toda firmeza el execrable y cobarde” ataque terrorista y reafirma el firme compromiso de España para seguir colaborando estrechamente con Túnez en favor de la paz, la convivencia y la prosperidad.

En el telegrama, el monarca se muestra “hondamente impresionado” por la noticia del atentado y traslada al presidente de Túnez su “mayor sentimiento de pesar” en su nombre, el del gobierno y el del pueblo español.

También el jefe del Ejecutivo español, Mariano Rajoy, contactó telefónicamente con Essebsi para expresarle sus condolencias. Esta llamada se sumó a la condena del gobierno al “cobarde” atentado terrorista que “España ha recibido con horror e indignación”, según un comunicado difundido por el Ministerio de Exteriores.

El gobierno argentino condenó “enfáticamente” el atentado y expresó su “solidaridad con el gobierno y pueblo tunecino”.

La Cancillería reiteró “su inalterable compromiso con la paz y la lucha contra el terrorismo en todas sus formas”, y señaló que el fortalecimiento de los mecanismos de cooperación internacional es el único camino de las sociedades democráticas para afrontar este flagelo.

Durante un acto de la Unesco sobre el patrimonio amenazado por el yihadismo en Siria e Iraq, celebrado en el parisino Museo del Louvre, el presidente de Francia, Francois Hollande, lamentó las “vidas borradas por la maquinaria terrorista”.

“Cuando se comete un crimen terrorista, sea donde sea, nos concierne a todos cuando se trata de vidas humanas”, declaró el jefe de Estado francés, quien señaló que ha telefoneado al presidente tunecino, Béji Caid Essebsi, para expresarle su solidaridad y apoyo.

En Italia, su primer ministro, Matteo Renzi, condenó con firmeza el atentado, en el que, como dijo, “por desgracia, se han visto involucrados algunos italianos”, y mostró su cercanía y apoyo a Túnez para que “pueda afrontar la situación con valentía”.

El líder del Partido Democrático hizo estas declaraciones durante una intervención en la Cámara de los Diputados, en la que aseguró que las agresiones a las instituciones democráticas, a la cultura y también a la moderación que caracteriza al gobierno tunecino son ofensas que “afectan a todos” los estados democráticos del mundo.

La Unión Europea se mostró “horrorizada” por el ataque y recalcó que ni los Veintiocho ni el país magrebí se dejarán intimidar por el terrorismo, al tiempo que prometió apoyarlo con todos sus instrumentos la lucha contra el extremismo violento

“Estoy horrorizado”, dijo el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, quien recalcó que la Unión Europea y Túnez no se dejarán intimidar por el terrorismo, en casa o afuera.

“La UE está del lado de Túnez en su compromiso con la paz y la democracia. No nos disuadirán a la luz de tanta brutalidad”, señaló.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon condenó en “los más duros términos” el ataque, que calificó de “deplorable acto”, en una breve declaración distribuida por su oficina de prensa.

.

Notimex y EFE

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529