Visión Global

Trudeau da la bienvenida a Canadá a refugiados sirios

Trudeau da la bienvenida a Canadá a refugiados sirios


El primer avión del gobierno canadiense con refugiados sirios aterrizó el jueves por la noche a Toronto, donde fueron recibidos por el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, que está cumpliendo su promesa de reubicar a 25.000 refugiados sirios para finales de febrero.

La llegada de los 163 refugiados en un avión militar ofrece un gran contraste con la estrategia en Estados Unidos, que tiene previsto admitir a 10.000 refugiados sirios a lo largo del año que viene y donde el aspirante a la candidatura republicana a la presidencia Donald Trump provocó una controversia al proponer que se impida de forma temporal la entrada a todos los musulmanes en Estados Unidos.

El vuelo aterrizó poco antes de la medianoche con el primero de los dos grupos de refugiados sirios que llegarán a Canadá en aviones del gobierno.

Trudeau saludó a algunas de las familias después de su registro. La primera familia era la de Kevork Jamkossian, un ginecólogo de Alepo, su esposa Georgina Zires, técnico de laboratorio, y su hija Madeleine, de 16 meses.

“De verdad nos gustaría darles las gracias por toda su hospitalidad y la cálida bienvenida”, dijo el padre a Trudeau a través de un intérprete. “Nos sentimos en casa”.

“Están en casa. Bienvenidos a casa”, respondió el primer ministro.

“Hemos sufrido mucho. Ahora sentimos como su hubiéramos salido del infierno y llegamos al paraíso”, dijo Jamkossian más tarde.

Las familias recibieron osos de peluche y ropa de invierno. El primer ministro dio las gracias antes al personal y los voluntarios que registraban la llegada de los refugiados.

“Esta es una noche maravillosa en la que podemos no sólo mostrar en qué consiste Canadá a un pasaje de nuevos canadienses, podemos mostrar al mundo cómo abrir nuestros corazones y dar la bienvenida a personas que huyen de situaciones extraordinariamente difíciles”, dijo Trudeau a personal y voluntarios que esperaban para registrar a los refugiados.

Los 10 primeros ministros provinciales canadienses están a favor de admitir refugiados y varios miembros de la oposición, incluido el Partido Conservador, acudieron a la recepción el jueves por la noche. Con Trudeau asistieron también los ministros de Inmigración, Sanidad y Defensa, así como la primera ministra de Ontario, Kathleen Wynne, y el alcalde de Toronto, John Tory.

En Estados Unidos, varios gobernadores republicanos han intentado evitar la llegada de refugiados sirios a sus estados tras los atentados mortales atribuidos a extremistas islámicos en París y California.

El primer vuelo llegó a Toronto antes de la medianoche y estaba previsto que el segundo aterrizara en Montreal el sábado. Las dos aeronaves militares llevarán a unos 300 refugiados sirios.

Varios canadienses deseosos de expresar su apoyo a los recién llegados acudieron al aeropuerto pese a que no podían dirigirse a los recién llegados cara a cara, ya que los refugiados eran registrados en una zona segura. Un puñado de personas se reunió en la zona de llegadas internacionales del aeropuerto de Pearson con carteles y obsequios. Andrew Harris, de 51 años, dijo que quería contrarrestar el mensaje de miedo sobre musulmanes que ha circulado desde los atentados de París.

Harris portaba un gran cartel amarillo con las palabras “Bienvenidos a Canadá”, afirmando que aunque los refugiados no pudieran verlo, las palabras positivas no pasarían desapercibido.

El Toronto Star, el diario de mayor tirada del país, mostraba el jueves en su primera plana el titular “Bienvenidos a Canadá” con la traducción en árabe debajo.

En la primera página había también un editorial: “Encontrarán que el lugar es un poco más grande que Damasco o Alepo, y mucho más frío. Pero amistoso en cualquier caso. Somos una ciudad que atesora la diversidad; es nuestra fuerza”, decía el texto.

Funcionarios de seguridad y sanidad evalúan cada día a unos 800 refugiados en Líbano y Jordania.

El compromiso canadiense refleja el cambio de gobierno tras las elecciones de octubre. El ex primer ministro conservador Stephen Harper, que perdió ante Trudeau en los comicios del 19 de octubre, había rechazado reubicar a más refugiados sirios pese a la difusión de una dura imagen de un niño sirio de tres años, ahogado y al que las olas llevaron ante una playa turca. El niño tenía parientes en Canadá, y la imagen hizo de la crisis de refugiados un importante tema de campaña.

AP

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529