Visión Global

Usuario pueden gastar hasta 2.000 bolívares al mes solo en transporte

Usuario pueden gastar hasta 2.000 bolívares al mes solo en transporte


Para los habitantes de las ciudades dormitorio vivir o trabajar en Caracas significa, en gran medida, renunciar al descanso. Vivir en Guarenas, Guatire, Los Teques, San Antonio, los Valles del Tuy o La Guaira y llegar a tiempo a la capital amerita salir de casa en la madrugada, perder horas en las colas para trasladarse en el transporte público y lidiar con el tránsito de las horas pico.

Según las proyecciones del Instituto Nacional de Estadística, en 2015 hay 2.038.388 personas que habitan en los municipios mirandinos Zamora, Plaza, Guaicaipuro, Carrizal, Los Salias, Paz Castillo, Cristóbal Rojas, Simón Bolívar, Independencia, Urdaneta, Lander y el municipio Vargas del estado Vargas.

Dependiendo del medio de transporte, un usuario puede gastar hasta 2.000 bolívares al mes solo en transporte, 26% del salario mínimo actual (7.421 bolívares).

“Si tienes que llegar a Caracas antes de las 7:00 de la mañana, máximo debes salir a las 5:20 de la redoma de San Antonio de los Altos, y tienes que estar por lo menos 20 minutos antes para hacer la cola”, cuenta Natacha Aramayo, quien tarda hasta 2 horas solo en trasladarse a la capital. Al mes serían 120 horas: eso es 5 días perdidos.

El gobierno ha reforzado la oferta de transporte público para las rutas suburbanas con metrobuses y busetas del Sistema Integral de Transporte Superficial, pero no se dan abasto.

“Es más la roncha que el costo del pasaje. Ahora en las mañanas se hace una cola terrible por la entrada de Fuerte Tiuna. Algunos días abren un tercer canal para que los que van a la Valle-Coche no hagan tanta cola, pero no es algo constante. Un día perdí 40 minutos solo para salir de la Panamericana”, dice Natacha. Las labores de ampliación que lleva a cabo el Ministerio de Transporte Terrestre en la autopista han entorpecido el tránsito en la zona.

El pasaje desde San Antonio de los Altos cuesta 30 bolívares hasta La Rinconada y 40 bolívares hasta Plaza Venezuela.

El Metro de Los Teques, aunque muy demandado, es beneficioso para los habitantes de esa localidad. Yanetsi Robles lo prefiere sobre todo en las mañanas. El ticket le cuesta 8 bolívares para venir a Caracas, pero en las tardes prefiere pagar casi el cuádruple, 35 bolívares, para regresar a su casa en autobús. “A las 6:00 de la tarde el Metro está muy colapsado. Hay mucha gente, están de muy mal humor, se empujan, se golpean, se gritan. Me voy más tranquila aquí”, apunta desde la cola para tomar un autobús en Plaza Venezuela.

Ni tan rápido

El gobierno nacional prometió que en 2012 llegar a Caracas sería “más rápido” con la construcción del Metro de Guarenas, que permitiría que el viaje se haga en 30 minutos. En 2014, la obra solo había avanzado 2,23%, según información de Min Transporte.

Mientras tanto, hay personas que siguen perdiendo aproximadamente 5 horas en trasladarse a la capital. “Es tedioso y engorroso tener que esperar más de 2 horas para llegar a tu casa. Trabajo en la mañana y estudio en la tarde. A veces me acuesto a las 2:00 de la mañana estudiando y a las 5:00 ya tengo que estar despierto”, indica Chalinger Álvarez en la cola para tomar un autobús en Parque del Este.

Una camioneta desde ese punto cuesta 35 bolívares hasta Guatire. Aunque le ha tocado sufrir por la inseguridad, Álvarez reconoce que ahora usan cámaras y detectores de metal para controlar a los pasajeros.

A Emerson Tejedor, de Guarenas, le preocupa la poca cantidad de autobuses que habilitan en las noches. “Es feo llegar tarde a Guarenas. A las 10:00 de la noche sale la última buseta para subir hasta mi casa, le sale a uno agarrar moto, si acaso la consigue”.

La semana que viene, la parada de líneas de transporte suburbano que está en la estación de Metro Parque Miranda será reubicada. Funcionarios discuten la nueva ubicación. En el terminal de Petare y en La California también se pueden abordar buses para Guarenas y Guatire.

El ferrocarril de los Valles del Tuy es un alivio para los viajeros. Sin embargo, la cantidad de gente hace que en las horas más transitadas la experiencia se complique. “La desventaja de vivir lejos es el transporte. Por más que cada año intenten mejorarlo no se da abasto para la cantidad de ciudadanos que viajan, y termina colapsando a toda hora”, opina Leonella Espinoza, de Charallave.

Entre el pasaje de autobús, tren y Metro, Espinoza calcula que gasta 800 bolívares mensuales, “sin contar el taxi en momentos de retraso”, que pudiera costarle 1.500 bolívares de La Rinconada a su casa.

Para bajar a La Guaira, Sitssa habilitó rutas que llegan a Catia La Mar y Tanaguarenas y hay un Metrobús que sale de La Paz a la plaza El Cónsul en Maiquetía.

El vía crucis comienza después de las 6:00 pm. “En la noche los piratas cobran 100 bolos para bajar a La Guaira. En lo que llega esa hora las camionetas de las líneas se desaparecen”, denuncia Joaquín Méndez, quien sale de su trabajo en Caracas a las 9:00 pm. Además del pasaje hasta La Guaira, Méndez debe pagar otros 100 bolívares todos los días para que un mototaxi o un taxi que lo lleve hasta su casa.

.

El Nacional

Atras
Visión Global

2013 © Visión Global. Todos los derechos reservados. Contacto: visionglobal.info@gmail.com - visionglobal.ventas@gmail.com - Teléfono: 0212 4186529